Reproducción en la perra II

|

Mandarmarce 2




En un artículo anterior explicamos muy superficialmente todo el proceso de reproducción de la perra. En éste vamos a profundizar un poco más, centrándonos en la concepción y en el embarazo o gestación.

Tras un periodo de inactividad hormonal, los ovarios comienzan a generar una hormona llamada estrógeno, que es la encargada de preparar todo para que se produzca la ovulación y en anidamiento del futuro embrión. En éstos ovarios aparecen los folículos ováricos que son los responsables de producir estrógenos y en su interior se encuentran los óvulos, los cuales van madurando hasta que hacia el día 7 se produce la ovulación con la salida del óvulo a las trompas de Falopio. Cada ovario produce varios óvulos, lo que en parte va a determinar en número de cachorros de la camada.

Sinttulo2



Cuando se produce la ovulación, el folículo ovárico se convierte en el llamado cuerpo luteo o cuerpo amarillo, el cual produce progesterona, la hormona que se encarga del mantenimiento de la gestación. Cuando la producción de progesterona se reduce se produce el parto si la perra está a término o un aborto si está a mediados de la gestación.

Si en el momento de la ovulación se produce una monta o una inseminación, los espermatozoides ascienden en busca de los óvulos en las trompas. En uno sólo puede entrar un espermatozoide y se produce la fecundación. El embrión resultante baja por las trompas hacia el cuerpo del útero donde posteriormente se produce en anidamiento en las paredes del mismo (endometrio).


Sinttulo1



Es posible que si hay varias montas de distintos machos nazcan perros de distintos padres.

Cada embrión se va desarrollando independientemente en una bolsa embrionaria con una placenta cada una. Puede ocurrir que en una bolsa con una placenta haya dos cachorros, serán gemelos univitelinos.

Los sacos embrionarios son visibles a nivel ecográficos con 21 días. Es conveniente realizar ecografías seriadas cada 7 o 15 días para ir controlando el crecimiento de los cachorros y poder detectar cualquier problema. Algunos de las bolsas embrionarias pueden ser no viables y serán reabsorbidas por la madre. Si se produce muerte fetal en la segunda mitad del embarazo puede reabsorberse o producir aborto.


Sinttulo3


Para poder saber el número exacto de cachorroscon el fin de prepararnos para el parto, las vesículas que vimos al inicio del embarazo no nos sirven porque pueden haberse reabsorbido alguna. Las ecografías en mediados y finales del embarazo no son fiables porque los cachorros están muy grandes y podríamos contar el mismo varias veces. Lo más eficaz y seguro es una radiografía en los últimos días de gestación, ya que los cachorros ya han osificado (sus huesos han endurecido gracias al calcio) y podemos contar los cachorros sin problemas. La irradiación de éstos no es preocupante en ésta fase puesto que están completamente formados. Es peligrosa en primeros estadíos, cuando la multiplicación celular es muy activa, pudiendo dar problemas de malformaciones.


Después de unos 57-60 días, aproximadamente, los niveles de progesterona bajan y se produce el parto.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Si quieres recibir por correo nuestro Newsletter con las novedades de la semana.


Madrid CACIB 2018

Album CACIB Sevilla  2018

Album Sevilla CAC 2018